coterraneus – el blog de Francisco Núñez del Arco Proaño


RIP JOSÉ MANUEL GONZÁLEZ.
junio 14, 2011, 9:45 pm
Filed under: Uncategorized | Etiquetas: , ,

RIP JOSÉ MANUEL GONZÁLEZ.

 Por Antonio Moreno Ruiz. Vía: http://poemariodeantoniomorenoruiz.blogspot.com/

-El 12 de junio de 2011 (Un día antes del día de mi santo) se nos fue mi muy apreciado y admirado amigo José Manuel González; letrado, maestro, poeta, historiador y folclorista argentino de sangre asturiana y gallega. He sabido la noticia hace poco, a través de nuestro amigo común el editor Félix Della Costa (Quien me proporciona la fotografía acá expuesta, ¡gracias amigo!), y la verdad es que estoy muy conmocionado. Un maldito cáncer enhoramala se nos lo ha llevado.Me escribía con él desde hace mucho tiempo, venciendo su fobia a las tecnologías modernas, aun mayor que en mi caso. Una de sus pasiones como historiador fue precisamente la que ha sido mi obsesión académica como quien dice, las Independencias Americanas, y dentro de tan poliédrico y dificultoso tema, como decía él, el por qué aquellas guerras duraron tanto, y por qué hubo tantos americanos -olvidados- que lucharon por no separarse de España. Manolo hizo una obra digamos “atrevida”: La “cueca larga” de los Pincheira (Una montonera realista en la Independencia Sudamericana); la cual granjeó en la Argentina y en el resto de Hispanoamérica una expectación considerable; no en vano, se trabaja sobre aquellos ” otros de un bicentenario distinto”, sobre los cuales ha habido un abismal silencio cuando no acrítico vilipendio que comenzó a resquebrajarse hace tiempo y desde nuestra América, y precisamente por gente como Manolo.No hace mucho tuvimos una extensa conversación telefónica. Un día intenté comunicarme con él pero coincidió que estaba el médico en su casa, por lo que lo volví a llamar al cabo de los días y fue cuando hablamos largo y tendido. Él me preguntaba por la situación de España, la patria de sus abuelos. Hablamos de tantas cosas…. Le fui comentando mi teoría de la Argentina como el país más español de América (Y más por sus defectos) y de cómo algún día desarrollaría una “teoría étnica” al respecto. Hablamos del flamenco y de su relación con América, recomendándole yo La llave de la música flamenca de los hermanos Hurtado Torres. Me comentó que había tenido que dejar de escribir, la quimioterapia le estaba resultando muy dura, había enflaquecido mucho y asimismo dormía mucho. Tenía tantos proyectos con Félix…. Y con sesenta añitos de nada se nos va. Yo le fui comentando mis proyectos, él sabía de mis dos poemarios, y tenía muchas ganas por mi novela, que anuncio, ya está camino de ser publicada. Me animaba mucho en mis trabajos y seguía todo lo que hacía. Ahora miro el mentado libro de los Pincheira y observo cómo me lo dedicó….. Y no, che, no pudimos tomarnos unos vinos, ni bajo el cielo azul del Aljarafe ni en el gran Buenos Aires. Ay Manolo…. Ambos éramos unos apasionados de Las lanzas coloradas de Arturo Uslar, pero yo apenas llego a la categoría de discípulo tuyo. Con todo, tu memoria implica responsabilidad, pues laboraste una gran senda forjada con interesante hermosura. Dudo mucho que algún día te llegue siquiera a la suela de los zapatos, no obstante, tú tremolaste una bandera que muchos otros irán/iremos recogiendo.

Hasta siempre, mi querido amigo, compañerito del alma, que Dios Nuestro Señor te acoja. Te estoy muy agradecido porque seguías mis trabajos como pocos, siendo acaso demasiado generoso en calificar aquello que sale de mi puño y letra, y eso era porque me apreciabas. Tú has sido uno de mis grandes mentores. Por ti va esta elegía, que algún día, D.m., aparecerá en un poemario mío de temática hispanoamericana, esto es, nuestra temática…. Y che, al final os hice caso a Félix y a ti….

ELEGÍA A JOSÉ MANUEL GONZÁLEZ

¡Che Manolo, te me fuiste muy pronto,
y prácticamente sin avisar!
¿Por qué? Sólo Dios lo sabe,
como los ríos que van a la mar….

Me dio la noticia el viejo Félix,
y me estremecí de la conmoción,
lás lágrimas anegan mis ojos,
teniendo un nudo desde la garganta al corazón.

Fuiste del tango a los tangos,
blandiendo lanzas coloradas,
mientras los lobos continúan
aullando a la luna de España.

Porteño de Asturias y Galicia,
digno caballero de la Hispanidad,
gerifalte de incisivas letras,
armazón de esforzada autoridad.

Ay, amargo está sabiendo el vino,
del Aljarafe a Buenos Aires,
¡qué triste estoy, Manolo, qué triste….
ahora que veo de cerca los Andes!

Qué triste, qué triste estoy….
mas con firmeza pienso,
que acá sentimos mucha pena,
¡pero el cielo se pone contento!

Hasta siempre Manolo, adiós….
en mi corazón siempre estarás,
dándome fuerzas en el espíritu,
que siempre tuvo indiana ansiedad.

Requiem eternam dona ei Domine.
Et lux perpetua luceat ei.
Requiescat in pace.
Amen.
__________

Nota de Francisco Núñez Proaño:

Me he enterado por los medios virtuales de la partida y pérdida irreparable de mi gran amigo (que manera más inadecuada y fría de enterarse uno de estas pésimas nuevas) ¡Ay Manolo! Te nos fuiste. Y no me dejaron ni despedirme, tuve el honor de conocerte, tuve el honor de saberte bien… ¿Por qué los hombres buenos se nos van antes de hora? ¿Por qué nos dejan más solos que antes? Lágrimas enjugan mi rostro, esas lágrimas que no han brotado por nadie en años. Amigo de la idea, compañero de la lucha: que los versos de otro platense -de esos que quedan pocos- se cumplan en tí. Manolo, yo desconfío… ¡Yo desconfío!:

CONJURA

Si pensáramos que todo se termina con nosotros.

Si creyéramos que todo culmina con la muerte.

No estaríamos aquí.

 

Cuando no existan más nuestros cuerpos,

y dentro de ellos no habite más el alma.

Sucederá lo eterno, habrá lo permanente.

 

Pasará de mano el testimonio.

Ya vendrán otros que hablarán de Dios y de la Patria,

Y otros que desde el sacrificio se lanzarán

A lo audaz, a lo heroico, a lo santo.

 

Y si hemos vivido como era debido,

Si hemos vivido verdaderamente expresando lo eterno,

Manifestándolo en cada acto,

La muerte no se detendrá en nosotros.

 

No terminaremos ni en el luto ni el llanto,

Esas son las apariencias que engañan,

Viviremos.

No hay duda. ¡Viviremos!

 

Amigo.

Demás está decirte que esto es tuyo,

Te lo dejo para siempre.

Para vos. Para los nuestros.

Nosotros sabemos bien de qué se trata,

No hay lugar para la mediocridad.

No hay rincón para la cobardía.

 

No lo olvides

Si te dicen que he tranzado, es mentira.

Si me dan por vencido, se equivocan.

Si te dicen que he muerto, desconfía.

 

Si en tu mente ya cansada y confundida,

No encuentras razón para seguir luchando,

¡No te rindas!

Lucha por mí que ya he partido…


5 comentarios so far
Deja un comentario

http://www.facebook.com/notes/agencia-faro/in-memoriam-manolo-gonz%C3%A1lez/216671921698154

In memoriam Manolo González
de Agencia FARO, el Martes, 14 de junio de 2011 a las 11:10

José Manuel González
Buenos Aires, 13 junio 2011, Lunes de Pentecostés. El pasado día 12 de junio, asistido por el Padre Carlos Baliña, falleció en Buenos Aires nuestro amigo y colaborador José Manuel González. Nacido en Buenos Aires el 13 de enero de 1951, en el Barrio de Villa Devoto, era hijo de porteños y nieto de gallegos y asturianos. Bachiller del Colegio Nacional de Buenos Aires, abogado por la Universidad de Buenos Aires y profesor por la Universidad Católica de Salta.

Participó en la fundación y desarrollo del Instituto Abierto y a Distancia «Hernandarias», ejerciendo como titular en las cátedras de Historia Argentina, Iberoamericana, e Ideas Políticas del Siglo XX. Asimismo ejerció la docencia secundaria. Colaboró en la Comisión Alternativa para la conmemoración del V Centenario, creada por el Instituto de Cultura Hispánica de Buenos Aires.

Como escritor y conferenciante, participó en diversos congresos sobre historia española e hispanoamericana. Sus aportaciones más significativas fueron sobre los «Antecedentes y posibilidades de una comunidad hispana de pueblos». Realizó también trabajos de índole local como miembro de la Junta de Estudios Históricos del barrio de Balvanera, entre los que se destacan «Tradición fundacional de Balvanera» e «Historia del Hospital Español».

Realizó trabajos en el campo antropológico, destacándose sus estudios sobre la relación entre el cante flamenco y el folklore argentino. Así, «Anselmo González Climent. Un argentino iniciador del estudio científico del flamenco», y «De los tangos al Tango: sobre las relaciones entre el cancionero criollo y el cante andaluz».

Por su actividad literaria recibió el premio «Centenario de Juan Ramón Jiménez», otorgado por el Aula de Poesía Española «Antonio Machado» de la Embajada de España en Buenos Aires.

En la Editorial Docencia-Proyecto Hernandarias publicó, entre otras cosas, Las ideas políticas en Iberoamérica. Fue fundador y director de la Academia de Estudios Hispánicos «Rafael Gambra», de Buenos Aires. Era también miembro del Consejo de Estudios Hispánicos Felipe II de Madrid, y de la Universidad Libre, Autónoma, Federal e Iberoamericana de Buenos Aires. Colaboró con el también recientemente fallecido profesor Otto Carlos Stoetzer en la edición de su Historia Iberoamericana. Política y cultura, en cuatro tomos, y del mismo modo con Julio Carlos González en la edición de La involución hispanoamericana. De provincias de las Españas a territorios tributarios: El caso argentino (1711-2010), publicado en 2010, del cual se ocupó FARO en su momento.

Su amigo, y nuestro, el profesor Miguel Ayuso nos dicta a vuela pluma estas líneas:

No hace mucho nos ofrecía su esperado libro sobre «Los Pincheira», editado por Nueva Hispanidad dentro de la colección «El ‘otro’ bicentenario» del Consejo de Estudios Hispánicos Felipe II. Y trabajaba, junto con el también querido amigo Félix Della Costa, en otros en la misma línea, que será difícil, si no imposible, completar. En las actas del Congreso de los 175 años del Carlismo, en prensa, figura un excelente trabajo suyo –ya póstumo– sobre el Carlismo en el Río de la Plata. Toda pérdida es irreparable, pero la suya se ha de sentir de modo particular, pues sus saberes –variados y extensos– no eran comunes. Su actitud, piadosamente patriótica y por lo mismo ajena completamente al error nacionalista, tampoco es por desgracia frecuente en el Río de la Plata. De modo que perdemos un puntal en la transmisión de saberes y actitudes acendradamente tradicionales.

De una simpatía y autenticidad extraordinarias, era un carlista popular tanto o más que intelectual, no sin algunas promiscuidades o contaminaciones, más bien folclóricas, que se le perdonaban con facilidad. Bondadoso, cachazudo, bohemio y acogedor, recibía –junto con Estela, su extraordinaria esposa– generosamente en su casa singular de Parque Chas, entre libros, discos y recuerdos. La última vez que disfrutamos de su hospitalidad, en una inolvidable noche invernal, tras haber departido con un Julio González exultante tras la aparición de su libro, con el poncho puesto, sacó su boina roja y se la caló. Así lo recuerdo, como una suerte de requeté gaucho. Sin él, mis viajes a Buenos Aires ya no serán iguales.

Requiescat in pace.

Despachos anteriores en las áreas Mensajes y Archivos de las páginas para suscriptores de FARO

http://carlismo.es/agenciafaro

Comentario por coterraneus

http://carlismoar.blogspot.com/2011/06/jose-manuel-gonzalez-rip.html

MARTES, JUNIO 14, 2011

José Manuel González, RIP
Comunicamos con pesar la triste noticia del fallecimiento del profesor Dr. José Manuel González el pasado 12 de junio de 2011.

Nacido en Buenos Aires, hijo de porteños y nieto de gallegos y asturianos. Abogado por la Universidad de Buenos Aires, era historiador e investigador como pocos. Docente de raza, fue profesor de Historia Argentina, Historia Iberoamericana, e Historia de las Ideas Políticas en el Instituto Hernandarias y en colegios secundarios. Colaboró, además, con el Instituto de Cultura Hispánica de Buenos Aires, la Junta de Estudios Históricos del Barrio de Balvanera, el Consejo de Estudios Hispánicos Felipe II de Madrid, y la Universidad Iberoamericana de Buenos Aires.

Como muy pocos historiadores de nuestro medio, se animó a poner en duda a ciertos hechos y próceres de la historia oficial, especialmente en el período 1810-1824, el de las guerras de independencia. Entre sus muchos trabajos, encontramos el interesantísimo libro La “cueca larga” de los Pincheira: Una montonera realista en la Independencia sudamericana (Buenos Aires: Ediciones Nueva Hispanidad, 2009), donde más allá de la historia de estos hermanos Pincheira, se disparan cientos de posibles líneas de investigación para profundizar y fundamentar un verdadero revisionismo de las independencias sudamericanas.

Querido “Manolo”, que bien nos aconsejaste en este trabajo por difundir los principios del tradicionalismo hispano en la Argentina, que Dios te tenga en Su gloria.

Comentario por coterraneus

http://bicentenariodistinto.blogspot.com/2011/06/fallecio-recientemente-el-profesor.html

La ‘cueca larga’ de Los Pincheira y homenaje a José Manuel González
Falleció recientemente el profesor argentino José Manuel González. Nuestra mejor manera de honrarlo es copiando a continuación una reseña de su último libro sobre los Pincheira que teníamos en carpeta.

José Manuel González, La ‘cueca larga’ de Los Pincheira. Una montonera realista en la Independencia argentina, con prólogo de Luis Corsi Otálora, Ediciones Nueva Hispanidad, Colección El “Otro” Bicentenario, Buenos Aires, 2009, 176 págs.

El libro que tenemos en la mano es una verdadera novedad en el ámbito historiográfico argentino. No es la primera vez que se publica un estudio de los llamados “realistas” durante las guerras de la Independencia argentina, entre 1810 y 1816; en este sentido las obras de Luqui Lagleyze han marcado un verdadero hito en el estudio de las fuerzas militares realistas. Pero en este y otros casos similares, se trata de estudios, digamos, asépticos, que pretenden ser neutrales o, ni siquiera, pasan revista “al enemigo” histórico con fines de complementar la gran profusión de obras que han estudiado al bando “patriota”. Por el contrario, el Dr. González no disimula sus simpatías por quienes lucharon “… por mi Rei y por mi Lei”, sin desmerecer por ello la lograda objetividad del trabajo en sí.

El autor, historiador e investigador, antropólogo costumbrista y docente, maneja una profusa bibliografía a pesar de lo difícil del tema investigado, tanto por tabú como por la falta de documentación.

Este breve estudio se compone de seis capítulos: Introducción, El escenario Pincheirino, La génesis Pincheirina, La gesta Pincheirina, La esencia Pincheirina, Conclusiones. Además, incluye un Prólogo a cargo de Luis Corsi Otálora sobre la necesidad de un revisionismo que incluya el período de las independencias hispanoamericanas, un Prologuillo galeato del autor, quien también presenta un Epílogo poético, y seis Anexos que incluyen textos que ayudan a comprender el fenómeno.

Se estudian los pactos entre tribus indígenas y autoridades virreinales en los reinos de Chile y del Río de la Plata, donde las primeras reconocían al Rey mientras que conservaban sus leyes y tradiciones, en la mejor tradición foral de la Península Ibérica; pactos que se vieron rotos por los ejércitos revolucionarios. Tampoco se olvidan las verdaderas fracturas en familias criollas que trajo la revolución, casos como los hermanos Tur o los también hermanos Castilla en el Perú. La resistencia realista en Chiloé y en Concepción, contra los “señoritos” de Santiago que impulsaban las ideas ilustradas revolucionarias. Se prueba fehacientemente que los cargos de bandolerismo y cuatrerismo contra los Pincheira y sus aliados indígenas eran injustos, por lo verdaderamente extendido de estas prácticas entre los insurgentes en tiempos de guerra civil o contra el legítimo soberano español. No se olvida citar tampoco los casos de resistencia fidelista en Coro, Maracaibo, Pasto, la Sierra peruana…

El Dr. González, mediante preguntas y citas de autores de todo signo y especialización historiográfica, dispara preguntas y señala enigmas que dibujan cientos de líneas de investigación para quienes busquen explorar, sin temores humanos ni prejuicios ideológicos, la posibilidad de un verdadero revisionismo de nuestra historia “oficial”, ya sea ésta de matriz liberal, marxista o nacionalista.

Es un libro a todas luces recomendable aún para los no especializados. Si bien la descripción de las campañas militares pincheirinas -según el adjetivo acuñado por el autor- es más bien somera (se prefiere detenerse en aquellos puntos más polémicos), no hace falta tener un gran conocimiento de historia argentina y chilena para aprovecharlo.

La edición de Nueva Hispanidad -editorial que realmente ha hecho huella en la publicación de historiadores políticamente incorrectos hasta para los del palo- es bastante buena. Incluye casi veinte páginas con imágenes relacionadas al tema en estudio. http://www.nuevahispanidad.com/

Comentario por coterraneus

http://es.groups.yahoo.com/group/FAROagencia/message/1139

Erratum. José Manuel González, q.s.g.h., falleció en Buenos Aires el pasado domingo 12 de junio, asistido por el Padre Carlos Baliña; y no el día 11, como por error figura en el despacho de FARO del día 14 que recibieron nuestros suscriptores.

De entre los muchos y conmovedores testimonios de pesar recibidos por diversos medios, destacamos uno del profesor chileno Cristián Garay Vera: José Manuel González “fue un hidalgo argentino en toda su extensión, un hombre sencillo y afable, que tenía un corazón grande a uno y otro lado de la Cordillera, y su vida era coherente con sus ideales católicos. Fue un gusto conocer no sólo su obra sino a la persona”.

Comentario por coterraneus




Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s



A %d blogueros les gusta esto: